NIGHTCRAWLER: FASCINANTE RETRATO DE UNA SOCIEDAD A TRAVÉS DE UN HOMBRE

NIGHTCRAWLER: FASCINANTE RETRATO DE UNA SOCIEDAD A TRAVÉS DE UN HOMBRE

7 abril, 2019 0 Por elescritorcinefilo

¿Una única persona puede ser el reflejo de una sociedad? Es una exageración, aunque sí es cierto que a través de una determinada figura se pueden ver los males que azotan a un determinado grupo de la población, al menos en mi opinión.

Siempre me ha fascinado como se construye un film (o una historia) siguiendo en todo momento los avatares de su personaje protagonista, viendo como cambia el mundo que le rodea a través de sus actos o mostrando con sus propios ojos todos aquellos cambios que se producen en su mundo.

Dos de los ejemplos más geniales (y sobrecogedores) que recuerdo son El pianista de Roman Polanski y Bailar en la oscuridad de Lars Von Trier, dos artistas polémicos, únicos y que no solo nos mostraron las vidas de Wladyslaw Szpilman y de Selma, sino el de un momento histórico que no se debe repetir y el de una sociedad que no tiene compasión ni valores.

Aunque con una temática diferente, Dan Gilroy nos muestra en Nightcrawler (2014) como es el “cambio de vida” de Lou Bloom desde que conoce una nueva manera de ganar dinero. Más que cambio de vida, es como saca “su verdadero yo” para que su ambición y su oscuro interior sean saciados.

Interesante punto de partida del film, ¿verdad? Pues aquí tienes otros motivos más para que no te lo pierdas.

¿Por qué verla?

Pues, precisamente, por la descripción de los personajes. Por supuesto el retrato de su personaje protagonista es sobresaliente y debería estudiarse en más de una facultad, pero es que los secundarios tampoco se quedan atrás. Y, para ello, no cae en los típicos clichés de contar sus vidas o sus traumas, sino que son descritos a través de sus acciones.

Dan Gilroy ha demostrado ser no solo un magnífico guionista, sino también un muy buen director. No es nada fácil narrar la vida de un personaje sin perder el ritmo ni un solo segundo y, sobre todo, mantener la tensión ante la falta de previsibilidad de “un psicópata”.

Y para dar vida a “ese psicópata”, que puede ser cualquier conocido, vecino e incluso amigo, está un Jake Gyllenhaal más que perfecto. Aún sigo sin entender como, ni siquiera, fue nominado al Oscar. Todo es cuestión de gustos…

La recreación de su personaje es impresionante, a veces rozando lo absurdo, un personaje que inquieta, asusta y del que “quieres” reírte. Me parece un actor infravalorado (al menos durante años lo fue) y ya lleva una serie de personajes inolvidables en films de altísimo nivel (Brokeback Mountain, Zodiac, Prisioneros, Donnie Darko…).

¿Cuándo verla?

Cuando quieras ver algo “diferente” y de una gran calidad.

Es de esas películas que pasaron de puntillas por el cine, pero con el boca a boca han llegado a más público para que nos deleitemos con su enorme calidad.

Espero que disfrutes adentrándote en el mundo de Lou Bloom, que no es otro mundo que el nuestro, el que se llena de “basura” por la falta de sensibilidad ante el mal que sufren los otros.

No solo es una película necesaria de ver por su gran nivel cinematográfico, sino también necesaria para analizar el mundo en el que vivimos antes que acabemos como su protagonista o quienes “se le acercan”.

¡Salud y buen cine!